viernes, 7 de octubre de 2016

El misterio de la marea

Este verano en la playa he conocido a dos niños muy curiosos, Marcos y Ana.
 Ellos nunca habían visto el mar y quedaron asombrados al ver su inmensidad y el aire misterioso que tenía.
 
El primer día que fueron a la playa, llegaron temprano para pillar sitio, y se colocaron a unos metros del agua. Estuvieron toda la mañana jugando en la arena y bañándose en el agua. Comieron en un chiringuito y volvieron otra vez a las hamacas, como estaban tan cansados se durmieron unas horas. Al despertarse las hamacas estaban chorreando y la bolsa donde llevaban todas las cosas estaba mar adentro, rápidamente Marcos nadó hasta la bolsa mientras Ana recogía las macas y se las llevaba al hotel.
 Al día siguiente decidieron ir al chiringuito donde habían comido el día anterior para preguntar lo que sucedía con el agua. Llegaron al chiringuito y le preguntaron al camarero por qué el agua subía y bajaba a lo largo del día, el camarero no les supo contestar y les aconsejó que fueran al puerto.
 
Los niños se dirigieron al puerto que estaba bastante lejos del chiringuito. Allí se encontraron con un marinero bastante mayor, de unos sesenta años de edad y le preguntaron lo mismo que al camarero: ¿ Por qué el agua del mar sube y baja? El marinero les contestó que era magia, pero los niños no quedaron satisfechos con la respuesta, pensaron que el marinero al ser mayor no había ido a la escuela y por eso no sabía la explicación científica.
 
Siguieron buscando en el puerto y vieron a un hombre que estaba limpiando un barco, se acercaron a preguntarle y les respondió que el agua del mar subía y bajaba por la atracción que ejercían la Luna y el Sol sobre el mar, a este fenómeno lo llamó marea. Marcos y Ana quedaron fascinados, le dieron las gracias y volvieron a su hotel.
 Y así resolvieron su duda.
                                              
                                                                      FIN

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

AVISO

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.