miércoles, 2 de marzo de 2016

Proyecto de mansión.

Se elegirá un terreno, no detrás de la montaña si ante el mar. Poco viento, que no llueva, pero que haga mucho frío y esté nublado.

Debe estar rodeado de  montañas y un gran lago. Fácil entrar, pero se ha complicado salir.

La mansión será pequeña y acogedora por fuera y terrorífica y gigante por dentro.

En la entrada un hombre alto, delgado y con una sonrisa siniestra abrirá la puerta a todo el que quiera entrar sin saber que jamás volverá a salir. 

En cada habitación habrá cuadros que por el día vigilarán y por la noche cobrarán vida.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

AVISO

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.